Desde una de las Esquinas del Parque de Villa Hermosa, el sonido y el olor de la chunchurría de Andrés Felipe López, se expande hasta llenar todos los espacios y antojar a propios y visitantes.

Dejar una respuesta