Alberto Luis Bustamante conoció el arte en las manos de su abuela, una mujer indígena del Putumayo, con éste se ha permitido mantener viva la tradición y buscar mejores condiciones de vida, este relato es narrado desde la Av Oriental de Medellín

Dejar una respuesta